Comparativa Productos

Utilidades
Otros

Espírito Santo Financial Group en quiebra, ¿corren peligro los depósitos?
09 de octubre del 2014 a las 11:49

Espírito Santo Financial Group (ESFG), principal accionista de Banco Espírito Santo (BES), que tuvo que ser rescatado en agosto por el Banco de Portugal, ha informado de su intención de declararse en quiebra tras rechazar los tribunales de Luxemburgo su solicitud de entrar en concurso de acreedores.

Por su parte, la fillial de la entidad Espírito Santo Financière (ESFIL) también ha presentado su petición para acogerse al proceso de quiebra.

ESFG espera que ahora las autoridades judiciales de Luxemburgo acepten la declaración de insolvencia presentada y designen este viernes a los administradores encargados de proceder a la venta ordenada de activos de ESFG.

¿Corren peligro los depósitos del Banco Espirito Santo?

NO, el pasado mes de agosto, Portugal rescató la entidad, y lo dividió en 2:

  • Novo Banco (Banco bueno), que se queda con los depósitos y créditos sanos.
  • Banco malo, que se quedará con todos los activos tóxicos, donde sí que habrá quitas.

De esta forma, los tenedores de obligaciones subordinadas y la Familia Espirito santo perderán prácticamente todo. Todos estos activos han pasado al banco malo.

En cambio los depósitos y créditos sanos que pasará al banco bueno, no sufrirán ningún efecto.

De esta forma, la noticia de hoy de la quiebra del Espirito Santo Financial Group no afecta a los depositantes que ahora tiene el dinero en NovoBanco.

¿Qué decían las agencias de rating?

Recientemente S&P ha bajado 2 veces el rating de la entidad, primero hasta “B+” y después hasta “B-“, es decir, sus bonos son calificados como de “Basura” o de grado “muy especulativo“, y a sólo 1 paso de la categoría de “riesgo de quiebra”.

S&P coloca, además, al banco “bajo vigilancia con implicaciones negativas”, por lo que podría volver a recortar la nota en un futuro próximo.

Moody’s también recortó recientemente la nota de solvencia asignada a los depósitos y la deuda a largo plazo del Banco Espírito Santo (BES) con perspectiva negativa.

En concreto ha rebajado el rating de su:

  • Deuda a largo plazo: 3 escalones , desde Ba3 hasta B3.
  • Depósitos: 2 escalones, desde Ba3 a B2.

Es decir, que considera que la entidad tiene un “alto riesgo de crédito“.

Lo que opinabamos sobre los depósitos de BES

Banco de Portugal estuvo lanzando mensajes de tranquilidad, pero estaba claro que algo está ocurriendo y no está exento de peligro.

Pero decíamos que una cosa es que tenga una situación de peligro, y otra es que lo dejen quebrar; antes lo interviene y lo rescatan tal y como ha sucedido.

De hecho ha sido una solución menos traumática que el caso Chipre.

¿Caso Chipre?

En Chipre, el pasado año una de sus principales entidades estuvo en la cuerda floja, afectado a la solvencia del país que estuvo a punto de salirse del Euro.

Ante esta situación, Europa titubeó sobre las medidas a adoptar, pero finalmente se rescató el país, NO sin coste para sus ciudadanos:

  • Hubo un corralito de diferentes niveles que duró más de 1 año.
  • Hubo una quita de los depósitos NO Garantizados por el FGD: se convirtió el 47,5% de los depósitos no cubiertos en acciones del banco intervenido.
  • Los depósitos por debajo de los 100.000 euros no se vieron afectados (lo garantizado por el FGD) por la quita.

A consecuencia de lo que ocurrió, la UE fijó una directiva, dentro de lo que llaman la unión bancaria, en la que se establece una orden de prelación en las quitas:

  1. Capital: Cuotas participativas y acciones.
  2. Deuda junior: Participaciones preferentes, deuda subordinada…
  3. Deuda senior y depósitos no garantizados de grandes empresas
  4. Depósitos de más de 100.000 euros que no pertenezcan a pymes o particulares
  5. Depósitos de más de 100.000 euros de pymes y particulares
  6. Cédulas hipotecarias.

Los depósitos de menos de 100.000 euros (garantizados) son intocables. En caso de quiebra, los ahorradores podrán pedir a este fondo la devolución de su depósito de hasta 100.000 euros en un plazo máximo de 7 días laborables.

En resumen

Los depósitos de ahorradores españoles en el Banco Espírito Santo (NovoBanco) no correrán ningún riesgo, ya que pasará al banco bueno, un alivio para los que aún no han sacado su dinero de la entidad y que disfrutan de altos intereses.

Última actualización: 04 de Diciembre del 2016