Comparativa Productos

Utilidades
Otros

ERTE y polémica en el Call Center que trabaja para ING, ¿afectará la aten...
27 de mayo del 2020 a las 9:33

Hemos podido leer durante estos 2 meses que la banca no enviará a sus trabajadores a los ERTEs, con el fin de salvar su imagen deteriorado por las crisis precedentes y sus fechorías con las preferentes, clausula suelo, y un sin fin de etcs.

Además existe causas menos nobles al incrementar la carga de trabajo por varios motivos:

  • Gestión de la línea de crédito del Gobierno para autónomos y pymes
  • La moratoria hipotecaria a causa del COVID-19
  • Otras consultas sobre créditos por la falta de ingresos de familias afectadas por la crisis.

Pero al final ha llegado de forma indirecta: Servinform, que presta servicio de Call Center, aplicará un ERTE a 89 operadores que trabajan para ING.

De hecho, son 89 operadoras que eran trabajadores propios de ING hasta hace algo más de 1 año y cuyos contratos se subrogaron en Servinform.

Estos empleados se encargan del negocio hipotecario de la entidad junto a otros trabajadores propios de Servinform (313).

El motivo que justifica este este ERTE, que se extenderá desde el 1 de junio de 2020 hasta el 31 de mayo de 2021, es por el descenso de solicitudes de hipotecas.

¿Por qué sólo a los que eran de ING?

Los antiguos trabajadores de ING (llevaban más de 15 años) estaban en el convenio de la banca cuyo sueldo era casi el triple que los contratos con convenio de teleoperador.

Cuando se incorporaron estos trabajadores a la plantilla de Servinform, se mantuvieron las ventajas de los empleados y un compromiso de no despedir a nadie durante 2 años.

Haced vuestras cuentas y deducciones: 2 años sin poder despedir, ha pasado más de 1 año, y un ERTE que durará cerca de 1 año…

Además, se está llevando prácticas nada decentes y denunciados por los sindicatos con el fin de deshacerse de estos trabajadores.

¡ING debería de actuar ante tal abuso!

¿Afectará algo a sus clientes?

Cada vez que tenemos que hablar con un operador telefónico para cualquier cosa se nos sube el estrés, pero cuando llegó ING, la cosa cambió.

ING contrató a sus propios trabajadores, con mayor salario, para atender a sus clientes telefónicos de forma exquisita.

Con los años, el banco ha ido externalizando estos servicios con el fin de reducir gastos. La bronca final llegó en 2019 con la externalización de la última unidad de Call Center que le quedaba en España y el motivo del actual ERTE.

Ahora los clientes son atendidos por una empresa externa a ING, que quieren deshacerse de los antiguos trabajadores de ING, que trabajan en un ambiente hostil, y contratar nuevos con mucho menos sueldo.

Imaginamos que toda esta situación afectará en la atención al cliente.

También hemos de decir que siempre hemos llamado nos ha atendido bien, eso sí, los tiempos de espera han ido aumentando con los años, y sobre todo cuando existe una incidencia en la web, olvídate.

3 Comentarios
  • por Ó.M. 27 mayo, 2020 a las 21:25

    Es la propia ING la que está detrás de todo este movimiento (atentos porque con el cambio de sede, seguro que varearán más el olivo, que hay que aflojar la plantilla de sueldazos de cientos de personas que llevan desde el principio).

    Servinform es una trituradora, no es un callcenter realmente, reubica a los empleados temporalmente en estas funciones mientras los fulmina y evapora. ING la contrata y simulan hacer la subrrogación. Y los siguientes 2 años, empezarán las hostilidades, amagos, contradicciones, arrinconamientos y demás maniobras típicas en las que se busca que los empleados salgan o busquen antes o después salir.

    ING siempre ha podido cepillarse el call center interno (Las Rozas), pagando las indemnizaciones, de una tacada devolviendo subvenciones, o en tramitos de 28 cada mes para bordear el expediente de regulación.

    En todo caso, lo que ha pretendido es no mancharse las manos y recurrir a la trituradora oculta tras la subrrogación que, técnicamente enuncia que la maniobra se hace para mejorar tanto a los empleados como a la empresa en el desempeño de sus funciones, que nada cambia, que les mantienen todas las condiciones, sueldo, etc.

    Como siempre sucede en estos casos… desde el día 1, donde dije digo, digo diego. Y a crujir a esta gente, que muchos no han trabajado en su vida en otra empresa y no saben que este tipo de procesos es habitual. Están vírgenes. Como corderitos delante de la manada de lobos.

    Con lo que no contaban es que en el transcuros de estos 2 años, sucedería algo que: les bloquearía despedir, les podía forzar a usar un erte de causa mayor (no el normal de producción), o que se derrogue la reforma laboral.

    Es esto último, lo que ha hecho que en ING hayan apretado las clavijas a Servinform (que es el ejecutor, pero el que pone la pasta y decide como futilar, es ING), para que en cuanto se ha habierto el mínimo hueco y anticipándose a un posible nuevo cerrojazo si hay un repunte del COVID, que se cepillen al nº máximo de gente de la subrrogación. Por lo que pudiera pasar.

    Lo que sería no poder despedir y que todos siguieran cobrando sus sueldazos durante un año más y luego tener su indemnización garantizada, como la tienen desde el principio. Otra cosa es que ING se haya metido en la camisa de once varas que vemos.

    Si además en lugar de los días de indemnización que se aplican desde la reforma de febrero de 2012, se vuelve a lo anterior, la provisión de fondos que hayan realiado, a buen seguro que tendrá que ser aumentada.

    Y en estas está esta gente. De un día para otro, les plantan un erte surrealista por motivos de producción, casualemente solo a los que pertenecían al call center interno, que casualmente se ha subrrogado para que todo fuera mucho mejor para todos, pero que a las plataformas externas no afecta (estas plataformas fueron creadas posteriormente a la llegada de ING Direct a España, y paulatinamente la matriz ha ido transfiriendo el trabajo a ellas, etc. lo típoco de todos los sitios).

    Al mismo tiempo que otros bancos estan anunciando que tienen que reforzar su plantilla porque es una catarata de llamadas de gente pidiendo aplazamientos, devolución de recibos, rescates de planes y mil cosas más que no van a ir a menos, porque la gente está con el agua al cuello y a más que va a ir.

    En tribunales les terminarán dando la razón a los trabajadores, pero será al final, tras esperar, aplazar, ponerse malos y recurrir. Y solo para los que aguanten y no se vengan abajo con estas cosas que siempre son así, y el que las usa en su beneficio precisamente sabe que el acoso y la angustia hace el 75% del trabajo para que vayan saltando por los aires unos al principio y otros detrás.

    Bueno, supongo que los clientes habrán podido observar cómo se ha deteriordo el servicio que le ofrecen en los últimos años. ING está en su derecho, es su entidad.

    Puede hacer lo que le apetezca. Pero si quiere cepillarse a la mitad de su plantilla (apuesto a que será así, ya veréis como cuando vayan a su nueva sede con Iberdrola, DELL, y toda esta gente repiten la jugada, ya tenía que haberla realizado, pero de momento siguen en su precioso edificio que parece un barco de Las Rozas, no en la nueva mini sede, donde se quedarán los jefazos): hay que ser elegante. Despide pagando, sobre todo cuando es personal que lleva desde el día 1.

    El nº de clientes aumenta, pero los recursos para atender las gestiones se reduce muy significativamente. Lo mismo que se criba la naturaleza de la gestión que se pretende hacer, para determinar si te permiten hacerla con más o menos dificultad… o directamente para según qué cosas: ya puedes buscar la puerta, que no la vas a encontrar. ¿os suenan estas cosas? pasan en todos los bancos y en muchas grandes empresas (Ejpañolas o ejpañolizadas).

    Colocar/contratar: 99%

    Gestiones que no producen o generan devolución:1% (y una cola de 4 días, y el que las tenga que atender cuanto más torpe, menos formado, etc… mejor).

  • por Joaquin 28 mayo, 2020 a las 11:50

    El call center de Servinform de ING no es el único. En Sevilla, Transcom que lleva el servicio de atención al cliente de BBVA no ha aplicado Erte pero además es que ni siquiera se ha planteado realizar teletrabajo, se ha seguido trabajando desde el call center, y por parte de BBVA ha habido absoluto silencio y dirigiendo a los clientes a llamar por teléfono al servicio telefónico con el consecuente aunque de llamadas y estrés para los teleoperadores.

  • por Yazbo 28 mayo, 2020 a las 19:10

    En transcom Madrid Isla Sicilia, también se aprovechan de la situación de los gestores de Bbva ,jugaron todo el tiempo con la salud de los empleados, solo para atender llamadas, sin tener derecho a teletrabajo, son lo peor.

¿Qué opináis?



Anuncios

Última actualización: 09 de Agosto del 2020